180
Casos de clientes Los ensayos cooperativos fortalecen el desarrollo de productos y la relación entre el cliente y el proveedor

 

Suscríbase hoy al boletín de noticias trimestral sobre aceros especiales
y reciba las noticias más recientes sobre la chapa antidesgaste Hardox®

 

Suscripción al boletín de noticias

Los ensayos cooperativos fortalecen el desarrollo de productos y la relación entre el cliente y el proveedor

La empresa bávara Bergauer y SSAB tienen una larga historia de colaboración. Las empresas comienzan ensayos cooperativos para encontrar soluciones conjuntas y ampliar la vida útil de las piezas y el equipo, para beneficio mutuo de ambas partes.

El desafío

Bergauer fue fundado en 1961 como reparador de zapatas de oruga, y con el tiempo Bergauer amplió su cartera de productos e incluyó la fabricación y reparación de una amplia gama de máquinas y piezas de desgaste, como cazos de excavadora, equipo para canteras de rosca y piezas de desgaste como martillos y cuchillas para el sector del reciclaje. Debido al agresivo desgaste al que están sujetas las piezas de las máquinas, la empresa siempre requiere aceros de calidad con gran resistencia a los impactos. Bergauer eligió Hardox® por primera vez en 1978, y desde entonces es un cliente leal.

La solución

Los ensayos cooperativos realizados sobre Hardox® han reforzado la asociación entre ambas empresas. Robert Bergauer valora el contacto directo y activo que existe entre su empresa y SSAB, así como al equipo de soporte técnico.

«Los ensayos nos permiten analizar problemas relacionados con el desgaste. Tanto SSAB como nosotros trabajamos para encontrar soluciones que amplíen la vida útil del producto, con el fin de mejorar la rentabilidad de todas las partes. Las piezas de desgaste producidas con la chapa antidesgaste Hardox® duran más, requieren menos mantenimiento y reducen el coste total a lo largo del ciclo de vida», afirma Bergauer.

Pone como ejemplo un caso reciente de una empresa de reciclaje: «Tras solo seis meses de operación en una trituradora para clasificadoras, carpetas y papel de oficina, los 40 martillos estaban tan deformados y parcialmente destruidos que la máquina ya no funcionaba. Hay que tener en cuenta que esto sucedió a pesar de que el fabricante envió un juego de piezas de repuesto de forma gratuita».

El fabricante echó la culpa de la rotura a «objetos extraños». El verdadero problema era que los martillos tenían una dureza de aproximadamente 320 HBW y se deformaban y rompían cuando golpeaban el yunque. Las virutas que salían despedidas aceleraron los daños provocados en la trituradora.

«Tras consultarlo con SSAB, sugerimos usar Hardox® 500 y 600. La máquina lleva más de un mes en funcionamiento y el responsable de la planta está muy satisfecho; tanto con la velocidad con la que resolvimos el problema, como con el precio», afirma Bergauer.

Los ensayos cooperativos fortalecen el desarrollo de productos

Beneficios para el cliente

  • Los ensayos cooperativos facilitaron que la empresa analizara los problemas de desgaste y encontrara una solución para alargar la vida útil de los martillos
  • La empresa proporcionó un mejor servicio y mejores productos a su cliente final
  • El soporte técnico de alta calidad de SSAB permitió a Bergauer resolver los incidentes, gestionar pedidos difíciles y encontrar nuevos campos de operación